Como conservar las clóchinas o mejillones de un día para otro

Ahora comienza la temporada de clóchinas valencianas. Para mí son las mejores. Son de tamaño pequeño y carne con un sabroso sabor yodado. Contienen muy pocas calorías, tan solo 65 por 100 gramos de producto sin concha y además son ricas en calcio, hierro, magnesio, potasio, fósforo y omega 3, proteinas y contienen poca grasa. Por todo ello es un alimento muy recomendable para niños, personas a dieta, ancianos…en fín para todos.

Se puede tomar como aperitivo, exquisitas, o emplear en arroces, suquets de pescado…

Las podemos encontrar los meses de mayo, junio, julio y agosto.

El resto del año podemos consumir los mejillones gallegos. Son de color más intenso, menor jugosidad, mayor calibre y su sabor es menos intenso y yodado, pero también están muy ricos.

Pedir a vuestro pescadero que os meta las clóchinas en una malla y os las cierre bien apretadas.

Envolver en un paño de hilo húmedo y atarlo bien fuerte para que las clóchinas queden bien apretadas. Meterlo en la parte baja de la nevera, la que es menos fría. De esta manera no se morirán.

 

 

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s

Crea un sitio web o blog en WordPress.com

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: